Facebook Twitter Google +1     Admin

PROPUESTA DE LOS VERDES PARA LA AGRICULTURA Y GANADERÍA DE GRAN CANARIA

20070522034548-opiniondomingoafonso1.jpg

PROPUESTAS VERDES PARA EL SECTOR AGRARIO

Domingo Afonso Martín, candidato de Los Verdes al Cabildo de Gran Canaria 

Aunque la agricultura y la ganadería han pasado en las últimas décadas a desempeñar un papel secundario en la estructura productiva de Gran Canaria siguen teniendo una enorme relevancia estratégica con una importante participación en las exportaciones del Archipiélago.
Hay que tener en cuenta la importancia que el sector agrario tiene todavía en muchos municipios, así como la contribución del mismo para evitar el abandono del medio rural y preservar el medioambiente y el paisaje característico de nuestra isla.

 

LA AGRICULTURA. 
 

El sector agrario presenta en Gran Canaria una estructura dual, en la que hay un gran numero de pequeñas explotaciones dedicadas a la producción para el mercado interior y otra agricultura de exportación, con diferentes grados de concentración, con una notable presencia de grandes explotaciones dedicadas al cultivo del tomate, y con un mayor peso del minifundio en plátano y floricultura.

Entre las consecuencias ambientales de la agricultura habría que destacar el excesivo uso de productos fitosanitarios y abonos de síntesis que ha provocado la contaminación de los acuíferos por nitratos y efectos considerables sobre la salud de la población.

 

Nuestra lejanía del continente europeo, el hecho insular y la estructura de la propiedad añaden dificultades a la hora de planificar una reconversión del sector. Además existen otros factores limitantes, como la carestía del agua y la creciente mala calidad de las aguas subterráneas.
La industrialización y la transformación de productos agrícolas en Gran canaria no están realmente desarrolladas, si bien es cierto que en los últimos años se ha experimentado un asombroso desarrollo de la industria vinícola con sobresalientes logros.

 

LA GANADERÍA
 

La ganadería grancanaria es absolutamente dependiente de las importaciones de piensos y de animales de razas seleccionadas, ya que excepto en la cabaña caprina y ovina, ha habido un desplazamiento del ganado autóctono por razas importadas, y lo que todavía ha causado más impacto, una importación masiva de carne y leche europea subvencionada por el Régimen Especial de Abastecimiento (REA). Nuestro grado de autoabastecimiento en carne ha disminuido de un 29 % en el año 1992 (entra el vigor el REA) a menos del 10% en la actualidad.
 

La producción ganadera en Gran Canaria se caracteriza por su excesiva concentración en pocos productos y por un por un nivel de producción insuficiente para abastecer la demanda interior, a excepción del subsector avícola de puesta.
Gran Canaria es deficitaria en la producción de leche, ya que del total consumido sólo se produce entre un 20 y un 25 por ciento, por lo que existen subvenciones del REA a la importación de Leche y a la adquisición de ejemplares de vacuno de alta calidad para incrementar la cabaña ganadera.

 

Entre las razones que explican la limitada producción de leche destacan la carencia de forrajes, la escasez de recursos hidráulicos, las dificultades en la mecanización de las explotaciones y las subvenciones que recibe la leche importada, que desincentivan al ganadero a incrementar a producción. A lo que hay que añadir la nefasta política de la Corporación del cabildo cuyo máximo exponente fue la venta de SIALSA al mejor postor.
 

PROPUESTAS DE LOS VERDES.
 

Gran Canaria tienen que apostar por una estrategia de diversificación de la producción agrícola que permita también potenciar la industria agroalimentaria para dar salida a productos transformados a partir de los excedentes de frutas y hortalizas.
La reforma ecológica de la agricultura tiene que ser el eje central de una nueva política agrícola, pues contribuirá a la generación de nuevos empleos, reducirá el uso abusivo de fitosanitarios, permitiría la diversificación de la producción, y el fortalecimiento de nuevos mercados, evitando una menor dependencia de las subvenciones a los productos de exportación.

 

La agricultura sostenible, basada en los principios ecológicos, proporciona la mejor garantía para la producción de alimentos sabrosos, saludables y de calidad. El objetivo es adaptar la agricultura y la ganadería a la protección ambiental y a la protección animal, con un uso cada vez menor de plaguicidas y abonos químicos y eliminando el uso de hormonas, antibióticos y otras sustancias dañinas.
 

Además de la producción de alimentos, hay un nuevo potencial de nuevos ingresos para las actividades agrícolas que emplean métodos compatibles con la protección ambiental. En el futuro, las energías renovables, la energía eólica, el biogás, el turismo rural, la conservación paisajística, las repoblaciones forestales con especies autóctonas y la conservación de la naturaleza pueden y deben llegar a ser una fuente importante de ingresos para las zonas rurales.
 

Los planes urbanísticos de la actual Corporación del Cabildo de Gran Canaria basados en el consumo constante de tierras para infraestructuras, usos residenciales y campos de golf privan al ecosistema de valiosos espacios. Es imprescindible ligar las políticas agrícolas y de protección ambiental, en beneficio mutuo, proporcionando mayor protección a los usos agrícolas, y manteniendo las posibilidades de empleo en el sector agrícola.
Los cultivos transgénicos deben ser prohibidos en nuestra isla, mediante la declaración de “isla libre de cultivos transgénicos” por los enormes riesgos ambientales y para la salud de la población.

 

En el ámbito de toda Canarias Los Verdes propone el desarrollo de una Ley Canaria de Protección del Suelo Agrícola, que garantice la defensa del mismo frente a la especulación urbanística y otros usos no productivos. Así como una Ley de Protección de la Biodiversidad, que garantice la persistencia del material genético vegetal autóctono y su adecuada protección frente a los transgénicos y al expolio de las multinacionales.
Es urgente la puesta en marcha de mas controles fitosanitarios en el puerto y aeropuerto para impedir la entrada de nuevas plagas e importaciones ilegales.

 

La apuesta de Los Verdes es por una reconversión progresiva y total del sector agrícola y ganadero a la producción ecológica, para los cual proponen el fomento del consumo de este tipo de productos en comedores escolares, hospitales, centros de la tercera edad y establecimientos turísticos.
 

El Cabildo debe apoyar económicamente la reconversión progresivo y total del sector agrícola y ganadero a la producción ecológica, a la diversificación de los productos de exportación, a la agroindustria, especialmente en la línea de producción de elaborados ecológicos.
La mejor manera de fomentar el consumo de productos agrícolas ecológicos canarios en introducirla en los comedores escolares, hospitales, centros de la tercera edad y establecimientos turísticos.

 

El Cabildo de Gran Canaria debe promover las denominaciones de origen y los sellos de calidad para identificar nuestras producciones frente a las foráneas y potenciar su consumo, tales como “producto de las medianías” o “carne del país”.

(*)Domingo Afonso Martín es candidato de Los Verdes al Cabildo de Gran Canaria.
 

Publicado en:

 http://www.teldeactualidad.com/modules.php?name=News&file=article&sid=13955  

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Archivos

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next